RED43 deportes Mundial de Taekwondo
04 de Agosto de 2022
deportes |

Su pasión por el Taekwondo, el sueño de llegar al mundial de Ámsterdam y ganar una medalla

Maximiliano Rodríguez Blanco se crió en Esquel, desde chico practica el deporte. Luego de varios intentos logró ir al mundial de Taekwondo y llegar al tercer puesto.

Maximiliano Rodríguez Blanco práctica Taekwondo desde que tiene 5 años, se crió en Esquel pero es oriundo de Buenos Aires. Durante sus comienzos logró crecer con sus compañeros de la escuela y disfrutar del deporte mientras iban a competir a algunos torneos de la región. 

 

Con mucho esfuerzo y entrenamiento fue perfeccionándose en el deporte y este año logró participar junto a 160 argentinos más en el Mundial de Taekwondo en Ámsterdam. En el que logró alcanzar el podio con el 3er puesto en lucha, en la categoría hasta 82 kilogramos.

 

En diálogo con Red43, Maximiliano explicó: “Mi sueño era competir a nivel internacional y se me fue dando progresivamente. Al principio me propuse clasificar para el mundial de Italia 2014 y no se me dio, para el de inglaterra 2016 y no se me dio y después para el de Argentina de 2018 que se hizo en Tecnópolis tuve mi primer chance mundialista de la cual fue participativa porque no logré el podio”.

 

El taekwondo en el país es el segundo deporte después del fútbol por lo que hay mucho nivel y cantidad de deportistas con el sueño de participar del mundial. Para su selección se realizan tres torneos selectivos de los cuales los tres mejores de cada categoría son los que pueden representar al país en la competencia.

 

Maximiliano logró en la categoría de hasta 82 kilogramos de cinturón negro, clasificar en la modalidad en forma, lucha y salto en alto.

 

En referencia a sus comienzos en Esquel comentó: “fueron muy lindos con los compañeros de la escuela, fuimos creciendo mutuamente. Siempre teníamos 1 o 2 torneos por año que nos permitía crecer de manera moderada pero siempre tratando de dar el salto y buscar ir por más”.

 

¿QUÉ TE PARECIÓ LA NOTA?
Ocurrió un error