red43.com.ar
Noche para el olvido: habló el enfermero agredido y contó que perdió la oreja

VISITAS HOY

101415

X

Noche para el olvido: habló el enfermero agredido y contó que perdió la oreja

foto
video

En exclusiva y en primera persona, la palabra de la víctima del agresor marplatense.

"Si hubiese entrado armado hoy no la contaba", soltó el enfermero agredido el domingo a la madrugada en el Hospital Zonal de Esquel. Sentado en el sillón de su casa, con un gorro de lana que cubría su cabeza y un gran parche blanco en su oreja izquierda. Una persona de apellido Thompsen, oriundo de Mar del Plata, quiso ser atendido en la guardia del nosocomio y se alteró porque no ingresó en el momento.

 

"Esperó 10 o 15 minutos, pero jamás 2 horas como leí y escuché en los medios y en comentarios que hablan sin saber como que nosotros estábamos tomando mates y no estábamos haciendo nada".

 El enfermero contó que los vio por las cámaras e intentó calmarlos. "Lo que hice fue ir a atenderlos y escuché un montón de insultos. Frente a ellos estaba la salita de la Policía. Abrí la puerta y el amigo le dijo 'vení que te van a atender'. El flaco este empezó a putearme de arriba a abajo. Yo jamás le falté el respeto, le dije que necesitaba que se tranquilice". 

Posteriormente, el enfermero cerró la puerta, llamó al médico y le explicó que estaba violento. 

 

"Rompió la puerta de una patada. La puerta me da en pecho y me tira hacia atrás. Yo pensé que se iba a calmar. Cuando trato de reincorporarme, me pega una patada muy fuerte en la cabeza, lo que hace marearme. No me defendí porque no soy de pelearme con un paciente, trato de hablare y me pega una piña en la cara".

Por otra parte, el enfermero agredido cuestionó el accionar del empleado policial que se encontraba de guardia: "El Policía no hacía nada. Lo miraba y le decía: 'calmate, calmate'. Yo traté de agarrarlo para que no me pegue más".  

"El accionar de la Policía fue muy malo. No hablo en general de todos los Policías, porque hay muchos que hacen bien su laburo. Siempre los atendemos primero. Nosotros necesitamos que nos cuiden. No es la primera vez. Varias veces hubo Policías que van con mate, teléfono y a pasar dos horas de relax sin hacer nada. Ellos tienen que prevenir. Si ves a una persona que está puteando y pateando la puerta... Tuvo 5 o 10 minutos para llamar refuerzos".

Y sobre el ataque a su oreja contó: "Sentí que me arrancan algo, como que me cortan. Lo miro y el tipo me saca la oreja y la escupe a un costado. Me toco la oreja, empecé a sentir mucho calor y empezó a salir sangre. Ahí empecé a preocuparme por mí y mi oreja".

 

"A algunos les divierte que me hayan agredido, que me hayan sacado una oreja. Para esa gente que se ríe, le doy la información de que fui al médico de que se me necrosó el pabellón auricular y lo perdí. Mañana tengo que internarme, hacerme una reconstrucción y no sé como me va a quedar. Estoy pasando un momento malo, pero tengo que seguir".

Sin embargo, el enfermero dejó en claro que continuará realizando su trabajo y seguirá formándose para seguir ayudando a la comunidad.

Escuchá el testimonio.

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
¿QUÉ TE PARECIÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS

Noche para el olvido: habló el enfermero agredido y contó que perdió la oreja

En exclusiva y en primera persona, la palabra de la víctima del agresor marplatense.

Logín