RED43 sociedad
10 de Enero de 2023
sociedad |

Mariela Campillay volvió a Comodoro: la pesadilla del incendio está quedando atrás

Había viajado a Buenos Aires en noviembre para ver un recital de Coldplay, pero quedó atrapada en el fuego junto a un amigo que murió. Pasó el fin de año en familia. “Es como un milagro”, dijo su hermano.

Escuchar esta nota

Por Carlos Guajardo

 

Mariela Campillay ya está con su familia en Comodoro Rivadavia. Llegó para pasar el fin de año y ahora continuará su tratamiento en su casa, acompañada por sus afectos. “Estamos tratando que lentamente recupere su vida normal. Pero sabemos que aún falta. Siempre dije que esto es paso a paso, día a día. Pero está con nosotros, es como un milagro. Pero ella puso todo para que sucediera”, le dijo a Red43 su hermano Fabián.

 

La joven de 24 años había viajado a Buenos Aires a principios de noviembre pasado para ver uno de los recitales de Coldplay en la cancha de River. Pero un día antes quedó atrapada en un incendio que se produjo en el departamento que compartía con su amigo Álvaro Palindra, de 23. Lamentablemente, Álvaro no pudo salir. Y murió.

 

 

 

Mariela resultó con el 45 por ciento del cuerpo quemado. Y muchos problemas respiratorios. Quedó internada en el hospital San Martín de La Plata. La primera buena noticia se produjo a principios de diciembre cuando dejó terapia intensiva. Siempre estuvo acompañada de su familia. Y nunca renunció a ganar una batalla que en un principio se presentaba demasiado difícil.

 

“Mariela está desde fin de año en Comodoro. El tema de las curaciones se los está haciendo ella misma, le hacen un seguimiento desde La Plata por llamadas y fotos. Está bastante bien. Y ahora estamos enfocados más que nada en la parte respiratoria”, agregó Fabián.

 

La joven sabe que aún le queda mucho camino por recorrer tras la pesadilla de la madrugada del 7 de noviembre. Se está armando un equipo de profesionales en la ciudad de Comodoro Rivadavia compuesto por psicólogos, neumonólogos y un nutricionista. Además de otros especialistas.

 

“Estamos tratando que lentamente recupere una vida normal. Y estar en condiciones para retomar todo de a poco. Es un camino largo. La recuperación va a ser larga. Va a tener altas y bajas. Y es así. Mariela tiene sus días. Un día bien, otros no tanto”, aseguró su hermano. Toda la familia la está acompañando. “Hay que tener paciencia. Es el día a día. Y hasta diría que a veces, es el hora a hora”.

 

Según contó los injertos que le realizaron en las partes más complicadas por las quemaduras dieron buenas respuestas. Las quemaduras van cicatrizando pero todo eso va a tardar un tiempo. Utiliza un traje especial que es como elastizado para darle presión a lo que es la piel y pueda mejorar sin que queden cicatrices. Ahora todo el grupo que la atiende está más enfocado en el tema respiratorio para que el paso del aire quede lo mejor posible.

 

No tiene ninguna ayuda adicional para respirar. Pero antes de venir para Comodoro Rivadavia tuvo una complicación, que pudo superar. Se están haciendo los estudios correspondientes para saber los pasos a seguir.

 

 

 

“Lo que siempre hablamos y pensamos es cómo hizo una recuperación tan rápido. Ella le puso todo. Y pensamos que fue un milagro que en tan poco tiempo (apenas se cumplieron dos meses) pueda estar otra vez con nosotros. La tenemos viva, con la familia. Felices. Y como desde aquel primer día que preferimos olvidar, la estamos acompañando”, finalizó Fabián.

 

Mariela Capillay sigue dando pelea. Hace muy poco tiempo tuvo que soportar no poder dejar salir sus emociones: un problema en la tráquea (debido a las complicaciones respiratorias) no le permitía llorar cuando llegaban esos momentos en que lo necesitaba. Pero todo eso ya pasó. Y ahora, es otro turno. El de las sonrisas. De ella y de todos sus afectos. Ahora solo resta esperar la recuperación total para volver a ser lo que siempre soñó, volver a la danza, a tener sus sueños. A vivir.

 

 

¿QUÉ TE PARECIÓ LA NOTA?
Ocurrió un error