Dólar Compra $69,00 Venta $74,00
Euro Compra $75,00 Venta $80,00
Real Compra $12,00 Venta $13,00
13 de Febrero de 2020
opinion |
El Horcón

El Horcón: ¿Van de la mano política y liderazgo en Esquel?

El Horcón

Si bien es cierto que para ejercer la política no se requiere de una capacitación específica, sí es necesario el liderazgo para llevar adelante el mandato y transcender la pura administración que va aparejada al ejercicio de un cargo político.

 

En política, un líder necesita ser referente y nunca poner en duda la credibilidad. Para ello, la selección de sus colaboradores y la visión a corto, mediano y largo plazo del alcance de su mandato no pueden escapar al diseño y ejercicio de la actividad encomendada, mucho más si se trata del gobierno de una ciudad o país.

 

En el caso de Esquel, para este nuevo y último periodo de la gestión del actual intendente, el vaciamiento de concejales electos con la migración hacia el ejecutivo ha hecho que hoy, el bloque legislativo de su partido no haya podido completar el cupo de seis ediles a los que tiene derecho y no hay certezas de cuál será su futuro.

 

Este nuevo mandato, que recién comienza, atravesado por una investigación sobre posible corrupción, deja al intendente sin la secretaria de Gobierno y sin un concejal, teniendo en cuenta que la misma persona fue convocada para ambos cargos.

 

En el caso de la Secretaría de Promoción Social, la actual secretaria ejercía esa función antes de conformar las listas, había pedido licencia para dejar su banca y, al renovar su mandato el intendente, siguió en el mismo cargo y nuevamente pidió licencia de una banca que nunca tuvo intenciones de asumir si su partido ganaba las elecciones, tal como sucedió. Para ser justos, las candidaturas testimoniales no las inventó Ongarato y, en nuestra provincia y nuestro municipio, también han hecho gala de esta práctica otros concejales de otros partidos, sin que se les mueva un músculo de la cara ni del compromiso electoral asumido.

 

Por otro lado, la impericia en la selección del gabinete del intendente fue tan notoria en su primer período, que la única Secretaría que terminó con un secretario que respondía de manera aceptable a las funciones que se le encomendaron, fue la de Obras Públicas, ya que Matias Tacetta, a quien muchos lo ubican siempre como Secretario de Hacienda, no fue convocado en sus inicios para dirigir  esa área, era Director de Rentas y llegó  casi al final del año 2017, luego de la renuncia del funcionario a cargo. La otra Secretaría que también el secretario completó sus cuatro años sin cambios fue la de Deportes, sin embargo, en esta última, nunca se entendió bien cual estrategia hacía que el mandatario local asumiera el costo de una de las peores gestiones que se recuerden por un funcionario al frente de esta área.

 

De esta forma, la poca previsibilidad, la falta de convocatoria, la apertura en la conformación de un gabinete idóneo y la comunicación del trabajo del ejecutivo (ineficiente y prácticamente nula hacia la comunidad) dan como resultado una intendencia con debilidad política, a pesar de que el actual intendente fue reelecto.

 

Empatía con aquellos ciudadanos que no están pasando por una buena situación, selección de funcionarios idóneos, firmeza para sortear la crisis, credibilidad sin aristas de dudas, autoridad basada en el diálogo y despojada de autoritarismo y responsabilidad indelegable darían un nuevo aire -necesario- al nuevo período de gobierno. ¿Estará de acuerdo el intendente en que alguno de estos aspectos necesita trabajarlos? Hasta ahora, solo se está tratando de reponer del sacudón de una supuesta corrupción en su gobierno.

 

 

CHISTE DE YAPA

 

-Mamá, mamá ¿de dónde venimos?

 

-Hijo, el hombre desciende de Adán y Eva…

 

-Pero papá me dijo que el hombre desciende del mono…

 

-¡Una cosa es la familia de tu padre y otra la mía!

 

¿QUÉ TE PARECIÓ LA NOTA?
Ocurrió un error