Dólar Compra $69,00 Venta $74,00
Euro Compra $75,00 Venta $80,00
Real Compra $12,00 Venta $13,00
red43-canal |

Primera mano: Controles de tránsito entre ciudades, sin descanso y cada vez más fuertes

En este informe especial, te mostramos cómo se llevan a cabo los controles de prevención en toda la provincia.

Los controles viales han sido uno de los pilares de la estrategia para la prevención del coronavirus. Evitar la circulación entre ciudades es una tarea clave para que el virus no se propague y las comunidades sin circulación conserven su buena fortuna.

 

Actualmente, en la provincia, las ciudades con mayor control y las más fuertes limitaciones son Comodoro Rivadavia y Puerto Madryn. En sus ingresos, trabaja personal nacional y provincial, para mantener la seguridad de sus habitantes y de las localidades que las rodean.

 

El accionar de Seguridad Vial

 

El subsecretario de Seguridad Vial, Leonardo Das Neves, se hizo presente en los controles para mostrar el trabajo que está haciendo el personal desde el 12 de marzo.

 

“Vienen haciendo un trabajo de lunes a lunes, 24x7”.

 

Haber conformado un cuerpo de policía vial, que trabaja operativamente directamente desde la Agencia permite un operativo mucho más amplio, con una gran cantidad de personal.

 

La tarea diaria involucra detener a todos los vehículos, se pregunta de dónde vienen, se toma la información personal y, si la persona se va a quedar dentro del ámbito de la provincia, se cargan todos sus datos en una aplicación provista por el sistema de salud.

 

“Salud hoy tiene conocimiento de lo que está pasando en la ruta: cuando viene alguien que tiene que cumplir con la cuarentena, automáticamente salud tiene el dato de esa persona y ellos empiezan hacer el seguimiento”.

 

Las demás tareas son las habituales, de prevención, como controles de alcoholemia y operativos de saturación. También se controla el horario y la circulación se minimiza lo más posible. La PSA y Gendarmería también colaboran con el trabajo.

 

En los controles de ingreso a Chubut, Seguridad Vial, Defensa Civil y personal de salud realizan controles de olfato, que han dado buenos resultados: algunas personas han debido regresar, ya que no pasaron estas pruebas.

 

Los viajeros también se han acostumbrado a los controles, como explica un camionero, que ya ve el operativo con normalidad. El permiso de circulación y el registro en el sistema son los datos esenciales para trasladarse por nuestra provincia.

 

Operativos policiales

 

A partir del fin de semana, los controles se volvieron aún más estrictos. El ministro de Seguridad, Federico Massoni, explicó que no se permite el traslado entre ciudades, excepto en los casos de permisos para trabajadores esenciales, salud o emergencias. Lo que se debe prevenir es la saturación del sistema de salud, situación que ya generó preocupación en Comodoro.

 

Respecto a las medidas ya tomadas, dijo que, pese a estar en una etapa de distanciamiento, las personas se extralimitan y “pasan a sentarse, a tomar mate, a hacer reuniones grupales: y todo eso es lo que genera que, como estado, tengamos que proteger a aquellos que sí se están cuidando”. Por esta razón, el ministro repitió el pedido general de cumplir con los protocolos correspondientes.

 

 “Si bien somos conscientes de que en algún momento todos vamos a tener coronavirus, intentamos que sea en un periodo espaciado, para que la parte sanitaria pueda darle contención a todo ciudadano chubutense”.

 

Operativos de saturación

 

Los operativos se realizan todas las semanas en distintas localidades de la provincia. El número de delitos ha crecido, comparando con los controles al principio de la pandemia, donde se llegó a tener delito cero.

 

“Lo más problemático de todo es que fue creciendo y son delitos violentos los que se están llevando adelante”.

 

Con los controles de saturación, los controles dinámicos y los retenes se detectan distintos disparadores, como presencia de armas y de estupefacientes. Hubo muchos detenidos y, en uno de los operativos, en treinta minutos se secuestraron siete vehículos por alcoholemia positiva.

 

Massoni agregó que los delitos se han tornado más violentos porque se expande una ola desde la capital, donde “el delincuente está en una situación de desesperación y de arrebato, el ‘estoy jugado’. Esto se da porque estamos ante una crisis grande: en el sector privado, en la ciudadanía, mucha gente la está pasando muy mal”.

 

Por lo tanto, se puso un fuerte enfoque en la prevención de este tipo de delitos, a través de amplios operativos.

 

 

Todo esto y mucho más, en este informe especial de Primera mano, el programa conducido por Martín Berrade. ¡No te lo pierdas!

 

¿QUÉ TE PARECIÓ LA NOTA?
Ocurrió un error