X

Deserción escolar: ¿influyen los días sin clases?

El Horcón

Nueva columna de opinión de El Horcón. 

En los meses finales del 2019 la UCA publicaba un informe donde se señalaba que el 29% de los jóvenes entre 18 y 29 años no culminan el secundario y, más preocupante aún, el 11% solo tenía el nivel primario terminado.

Estas cifras son estadísticas que están muy lejos de ser un número más, la inserción laboral de los que no tienen el secundario completo es compleja, mucho más para aquellos que solo tienen el primario: la posibilidad de encontrar un empleo es baja.

Para la gran mayoría de estos jóvenes con insuficiencia educativa, la incertidumbre e inseguridad son factores comunes para la inserción en el mercado laboral, los empleos que llegan a conseguir son precarizados y de menor remuneración.

Las consecuencias de esta falencia, abarcan otras aristas no menos preocupantes, como la falta de garantías mínimas para la supervivencia digna, lo cual no solo repercute en carencias alimentarias, sino también en la necesaria cobertura médica que no pueden solventar.

La crisis educativa en Chubut, tendría que ser medida también por la incidencia que deja en aquellos jóvenes que, luego de este año escolar perdido, abandonan sus estudios.

Aun se debate si los maestros vuelven a las escuelas cuando ya, los que sí tuvieron clases están en los exámenes finales del año.

En este período escolar, para muchos jóvenes, los días lectivos apenas alcanzaron para recibir los conocimientos mínimos correspondientes al año que cada uno cursaba. Es importante y necesario que se tengan las estadísticas -para con ellas tomar acciones- de cuánto ha influido la falta de clases en Chubut en la deserción escolar y en la desmotivación ante el estudio.

La responsabilidad sobre la deserción escolar merece un debate que no se está dando, lo que trae consigo que no se implementen acciones para paliar esta situación tan preocupante. Tampoco hay indicios de que se piense en ello en un futuro próximo.

 CHISTE DE YAPA

Un antropólogo está realizando unos estudios en una tribu africana, y es llamado por el jefe de la tribu que le dice muy enfadado:
- Venir aquí antropólogo. Haber nacido niño blanco en tribu.
El antropólogo intenta quitarse el muerto de encima y le responde, señalando a un rebaño de ovejas:
- Mire jefe, en genética todo es posible. Mire ese rebaño de ovejas blancas, verá usted que entre ellas ha nacido una oveja negra.
El jefe, sofocado, le contesta:
- Antropólogo, yo no decir nada de niño blanco. Tú no decir nada de oveja negra...

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
¿QUÉ TE PARECIÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS

Deserción escolar: ¿influyen los días sin clases?

Nueva columna de opinión de El Horcón. 

Logín